BLOG

Tren León-Irun, 27/07/18

Tal vez no deba 
obstinarme en calcular
la distancia en metros
ni el tiempo en segundos.
 
Ahora sé
que todo puede medirse
en sucesos
y accidentes.
 
Calibro mis ganas
a través del ansia
que ocupa el instante
en movimiento:
mis dedos aún
no han alcanzado el reproductor,
pero otra canción comienza.
 
Evalúo mi anhelo
atravesada por la imagen
de quien viaja
en el asiento de enfrente,
que sigue yendo vacío.
 
Tu mano se apoya en la mesa,
yo la acaricio
y sonrío.
 
Silencio.
 
Y empiezas.
Eres “Merciless and great”*.
 
Y arrancas mi boca
del beso en tu piel,
que no está.

 

 

*“…And hold me as the fire that brought us chars and takes us home” (Merciless And Great, Bonnie ‘Prince’ Billy & The Cairo Gang).

 

 

 

 

 

 

 

Ainara LeGardon ha sido seleccionada para realizar la primera residencia artística auspiciada por el Festival Mugako, dedicado a la música electrónica.

Su propuesta ha sido elegida entre 11 candidaturas. El jurado ha valorado el nivel de experimentación de la propuesta, su adecuación a la convocatoria, viabilidad, coherencia y su trayectoria. El desarrollo de la idea, que contará con recursos espaciales, económicos y materiales, se llevará a cabo en septiembre y octubre en el Centro-Museo Vasco de Arte Contemporáneo Artium (Vitoria-Gasteiz).

Ainara LeGardon desarrollará una performance sonora propuesta para concebirse y desarrollarse ex profeso para esta convocatoria y en el marco del festival Mugako (del 11 al 13 de octubre). En ella, propone interactuar con los espacios de Artium, Centro Museo Vasco de Arte Contemporáneo y sus condiciones acústicas, además de entablar un diálogo con las exposiciones que albergue el centro. La artista bilbaína abordará esta labor desde la experimentación sonora y la improvisación libre; valiéndose de los recursos de su voz y su movimiento.

Más información en:

Ainara Legardon, seleccionada para la realizar la primera residencia artística

 

Heleta, 18/07/18

Alargo minutos
hasta que parecen triunfos
sobre el temblor de tierra.

Si dejo de mirar la grieta
quizás el suelo
se vuelva a juntar.