Tag: Residencia artística

¿Cómo reproducir el sonido de las olas del mar con arena, el de las obras de reforma de una ciudad con un vibrador rozando una vasija de cristal llena de conchas? ¿Cómo suena un pedazo de árbol a miles de kilómetros de donde fue cortado por el aizkolari Patxi Larretxea? ¿Se escucharán aún los versos de su hijo Hasier? Se lo cuento a la cámara de Kris Cwik en este vídeo que recoge fragmentos de los ensayos y de la performance sonora “El deseo como cemento” en Wrocław (Polonia). Lo comparto hoy con vosotros mientras preparo la maleta para un nuevo viaje a esa increíble ciudad. Espero que os guste.

“El deseo como cemento”: Un collage sonoro formado por grabaciones de campo realizadas en Donostia y Wroclaw es manipulado en directo desde dos reproductores de casete, y filtrado por un eco de cinta analógico. El sonido natural de la voz se entremezcla con el de objetos y materiales que funcionan como aglomerantes, moldeándose y adhiriéndose a los sonidos de las ciudades para construir historias y dialogar en un idioma formado por palabras truncadas, de las que nos llevamos tan sólo una parte de su significado. De esta manera podemos seguir construyendo ficciones y rellenar con el cemento del deseo los huecos de nuestra vida que no acertamos a comprender.

“Desire as cement”: A sound collage formed by field recordings of Donostia and Wroclaw is manipulated live using two cassette players and filtered through an analogue tape echo machine. The natural sound of the voice becomes interwoven with the sound of objects and textures, acting as binding materials and molding around the sounds of the cities, adhering to them and building stories as a dialogue is struck with a language made up of shortened words, whose meaning we can only partly grasp. In this way, the cement that is desire helps us to continue building fictions and to fill in the holes that we don’t quite understand in our lives.

 

 

Egunon!

Estos días leo “Madrid Tucson” de Miriam Checa, una vasca que, como yo, pasó en Madrid varios años y relata en esta novela su relación con la ciudad.

“En Madrid hacen falta muchas noches sin dormir, un par de veranos abrasadores, otro par de inviernos polares y al menos un corazón hecho pedazos en cualquiera de sus esquinas. Si en ese momento no sales corriendo ya estás preparado para hacerte con un hueco en este lugar”. Yo pasé muchos más de dos veranos, y al final salí corriendo. Pero desde el domingo algo me ha reconciliado con Madrid. Enhorabuena a los que os quedasteis allí. Me alegro mucho por vosotros y ahora os siento un poco más cerca.

Reconozco en las palabras de Miriam muchos de los pensamientos y sensaciones que alguna vez he experimentado. Hoy rescato uno de ellos, el que tiene la protagonista cuando escucha los sonidos de un bar mezclándose con una canción que sale de la jukebox, provocando una versión diferente de ésta:

“Me gustaría llevar una grabadora encima para registrarlo. No sé muy bien qué haría después con estos sonidos, nunca he sabido si los sucesos inesperados sólo hay que disfrutarlos”.

Ayer se anunció la resolución de la convocatoria de residencias artísticas en Polonia que convoca Donostia 2016. En junio me iré a Wroclaw con varias grabadoras y con ganas de disfrutar de sucesos inesperados, para plasmarlos después en una pieza que arrancará en una antigua estación de tranvía.

El viaje continúa. Que paséis un feliz día.

Imagen de la noticia en Deia

Imagen de la noticia en Deia

http://www.deia.com/2015/05/27/ocio-y-cultura/cultura/todo-lo-necesario-para-el-exito-de-2016-donostia-y-wroclaw-mas-cerca-todavia

 

 

 

“Haga lo que ame. Conozca bien de qué está hecho, roa sus propios huesos, entiérrelos y desentiérrelos para roerlos de nuevo”.

(Extracto de una de las cartas de H. D. Thoreau a Harrison G. O. Blake)

 

A veces conocerse bien a uno mismo entraña dificultades; roerse los propios huesos duele; afrontar desafíos asusta. Esta semana viviré por segunda vez la experiencia de realizar una residencia artística, convivir y trabajar rascando en las emociones propias y en las de los compañeros de viaje. El proyecto de nuestra ópera “La Maleta Roja” me hace sentir perdida en ocasiones, como quien descubre caminos por los que antes no había transitado y teme alejarse demasiado de lo familiar.

 

Procuraré enterrar, roer y desenterrar mis huesos una y otra vez, amando lo que hago.

 

Si os apetece acercaros el último día de la residencia, Archipiel ofreceremos un musiforum en el que, después de mostrar nuestro trabajo en dos o tres piezas improvisadas, entablaremos un diálogo con el público en el que explicaremos nuestros objetivos, algunas claves comunes a los procesos de improvisación, las señales que empleamos, nuestros referentes musicales, etc. abierto a preguntas y comentarios con el fin doble de esclarecer de qué se trata y de generar un ambiente de participación en el que los miembros del público se sientan cómodos de cara a la parte final del musiforum. En esta tercera parte, volveremos a improvisar, esta vez trabajando con el propio público, sobre las ideas planteadas en el diálogo. Siempre de manera desenfadada y buscando una conexión en el aquí y el ahora como medio de enriquecimiento personal y diversión compartida.

 

Será en Baratza Aretoa (Gasteiz). Domingo 15 de febrero. 18:30 h. Precio 6 € anticipada / 8 € taquilla (reservas en: reservas@salabaratza.com)

 

Os esperamos.

Ópera experimental "La Maleta Roja". Imagen de Naiel Ibarrola

Ópera experimental “La Maleta Roja”. Imagen de Naiel Ibarrola

 

 

 

Contacto

Nombre
Email
Mensaje

Ok Mensaje enviado. Ok Message sent.
¡Error! Por favor valida los campos.Error! Please validate your fields.